Situación y función de las competiciones

Las competiciones son reconocidas por estimular la actividad deportiva, esta desarrolla una gran función en cuanto a los procesos educativos y formativos, de acuerdo a lo establecido por el autor H. Eissmann en su libro «Fútbol Base. (12-13 años) Programas de entrenamiento», sin las competiciones, junto sus complejas situaciones, no se puede formar a ningún futbolista.

Estas actividades desarrollan el carácter y el comportamiento de los jugadores, ya que todo lo que implica el hecho de competir, es capaz de estimular el rendimiento del jugador, así como también esta es la base del progreso y desarrollo del mismo.

Por lo general, las competiciones en edades de entrenamiento entre niños y jóvenes, se realizan dentro de las sesiones de entrenamiento, por lo tanto, se entienden como una parte fundamental para el desarrollo de la capacidad de juego.

A continuación, estableceremos una serie de funciones ejercidas por los entrenadores al momento de llevar a un equipo hacia distintas competiciones:

Se deben establecer objetivos, los cuales deben ser aplicados en algunos puntos de la sesión de entrenamiento.

Se debe asimilar que la competición, es una medida decisiva para el desarrollo de la capacidad de juego, es por esto, que la misma debe prepararse y completarse gracias a una planificación metódica con fines concretos.

El desarrollo de las capacidades del jugador, deben encontrarse en primer plano, lo cual no puede entorpecerse mediante limitaciones tácticas.

El proceso de selección, debe ser continuo, por lo tanto, la capacidad de juego individual debe ser el principal criterio de aptitud.

Periodización en niños en edades escolares

La mejora razonable en el rendimiento de grupos en edades infantiles se obtiene a través del respeto a las particularidades del desarrollo físico y psicológico que corresponden a estos grupos, de acuerdo con lo propuesto por el autor J. Weineck en su libro «Entrenamiento total» la periodización doble no es adecuada para estas etapas de entrenamiento, debido a que las exigencias serían mucho mayores a las capacidades que caracterizan a este grupo.

Es por eso que el autor recomienda hacer uso de adaptar la periodización a los participantes que entren en la categoría antes descrita:

Las vacaciones y días feriados, son tomados en cuenta al momento de planificar las sesiones de entrenamiento.

Se distribuyen competencias, a lo largo del período escolar en el cual los integrantes participan, esto tiene la finalidad de que los mismos sean capaces de apreciar la actividad con un fin mucho mayor que el hecho de asistir a los entrenamientos, de esta forma las sesiones pueden ser muchísimo más amenas y por ende, mucho más eficaces.

Las competencias son las oportunidades para controlar continuamente la eficacia de los métodos impartidos a la plantilla, esto quiere decir que el proceso de entrenamiento se puede organizar de manera más óptima.

Los entrenamientos cortos garantiza que quienes participen en ellos disfruten de un período de recuperación y regeneración mucho más rápido que el resto, lo cual es bastante importante cuando quienes asisten a las sesiones de entrenamiento se encuentran en etapa de crecimiento.

Esperamos que estas indicaciones te sean lo suficientemente útiles y sean capaces de guiarte en tu camino como entrenador de fútbol en niños, en el caso de tener alguna duda o comentario, puedes hacérnoslo saber y con gusto procederemos a responder tus dudas.