Etapas de la primera selección

Como bien hemos desarrollado en artículos anteriores, la primera selección también es conocida como la «selección provisional» y se enfoca en evaluar las distintas formas en las que los jugadores reaccionan al momento de impartirles distintos aspectos propios de una sesión de entrenamiento, bien sea la enseñanza de una técnica, la asignación de una posición a jugar, entre otros.

De acuerdo a lo establecido por el autor  E. Benedek en su libro «Fútbol infantil», esta fase se conforma por dos etapas que están marcadas por los siguientes rangos de edad:

A los 12 años de edad, el objetivo en este punto se concentra en la asimilación de las bases de la técnica y táctica, así como también la preparación física. La observación de la rapidez con la que aprenden los distintos elementos y como los aplican ante las distintas situaciones que se presentan en las competiciones. A esta edad, se evalúa el comportamiento del niño hacia las cargas periódicas de entrenamiento, su actitud grupal y la opinión de los padres sobre el deporte que practican sus hijos, esto se debe a que es importante evaluar todos aquellos aspectos que puedan beneficiar o perjudicar el desarrollo de los participantes.

A los 13 y 14 años de edad, en esta etapa se obtienen respuestas a nuevas preguntas, como por ejemplo, se evalúan los estímulos de carga específicos, como lo son de manera oportuna y táctica, de acción correcta y la aplicación de la técnica ante distintas competiciones, así como también sus mecanismos de decisión. Igualmente, en este caso, no se deja atrás el uso del empleo, la voluntad de ganar y la capacidad de los jugadores de generar una resistencia a la carga.